PERSONAS CON CLASE por Melvin Zamorano

0
123

Me sorprende entre tanta mediocridad, encontrarme con un personaje con clase. Si por este concepto entendemos que poseen cultura, amplitud de miras, elegancia espiritual  e incluso belleza física, que les produce seguridad en sí mismos y carencia de complejos.

Puedo contarlos con los dedos de la mano y me parece que ya son demasiados. Unas personas de esa categoría,  me allanaron el camino desinteresadamente. Pero hay algunas en concreto, que me hicieron el bien sin proponérselo, sólo porque ellos/as actuaban siempre así, por costumbre, eran demasiado tipo Sol, demasiado sobradas de cualidades, demasiado filantrópicas y generosas.

La característica principal de estas mentes especiales, es la  capacidad para entender a las personas, su inteligencia emocional. No era de extrañar entonces, su tendencia al perdón y a aplicar su propia higiene mental a solucionar los problemas de quien está en apuros, haciéndolo de manera práctica y sencilla. Otra característica es la flexibilidad, la cual utilizan para “echar una mano” sin que se note, a quien lo necesita, incluso violando no la ley, pero sí las estúpidas normas que impone la sociedad de manera ilógica y restrictiva.

Estas personas “aprueban”  de manera masiva a los alumnos, si son profesores. Ayudan a los clientes de la administración, cuando están detrás de una ventanilla. Son adorados por sus familiares. Hacen lo posible y lo imposible para ver sonreír a las personas que quieren, e incluso a los que no quieren. Evitan por todos los medios poner obstáculos al prójimo,  procurando evitar accidentes y encontronazos a los demás, cuando se dan cuenta de que existen.

Son generosos a la hora de exponer al público, las cualidades de quienes les rodean y no dudan en subirle la autoestima a quien lo necesita. No sólo ven las cualidades en los semejantes sino que por el contrario los admiran y alaban.

Basta haber tenido el placer de conocerlos, para reconocernos ante ellos como un ejemplo a seguir y lo que es más, si aún tenemos remedio, corregir nuestras mediocridades e insignificancias.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here