Un fenómeno llamado Pablo Rodríguez Cejas

1
1366

El joven Pablo Rodríguez Cejas sorprendió a todos, pisándole los talones al ganador/a de la votación para presidente de la AHI, con muy pocos votos de diferencia, y siendo la primera vez, que acomete tal azaña, (la de presentarse) confirmando un liderazgo único de cara al futuro político del partido y de la isla. De agradable físico y cautivadora sonrisa, de un hablar equilibrado, brillante y lleno de ideas refrescantes, su persona es objeto de la vara del hada madrina. Con un brillante currículum, tanto académico como social, demostrando un déjame entrar irresistible, ha conseguido de la noche a la mañana, defender su puesto de Senador y ahora una secretaría nada desdeñable en un partido como el AHI, lleno de solera, historia y democracia interna para orgullo de sus afiliados.

El joven en cuestión, salvo algunas envidias, naturales si vamos a ver, por su carismática figura,  su juventud, y sus cualidades;  no arrastra el bagaje de los errores que, sin querer, han cometido algunos políticos, los cuales son amenazados por otros, para amordazarles la lengua y las acciones.  Tampoco se ha ganado el odio de promesas incumplidas, pues ha tenido el privilegio de no gobernar aún.  Pero sí tiene la experiencia de subirse a estrados, dirigir discursos al populacho, saberse menear entre compañeros, actuando con la seguridad en sí mismo y la sonrisa que se requiere…En fin, que reune todas las posibilidades de echar a la cuneta,Pablo Rodríguez, senador AHI-CC 2 a todos los que como él, no se suban al carro del buen talante, la sinceridad y sobre todo teniendo la inteligencia de no haberse creado enemigos que se sepa. Con un finísimo olfato para rentabilizar todas las salidas al público, no conoce el fracaso, y sobre todo posee el dominio de sí mismo, por otro lado un síntoma no ya de sabiduría, que la tiene, sino de aplomo necesario para enfrentarse  al oleaje con dignidad.  Otra cualidad que posee es que es oriundo de la isla de El Hierro,  como tal, está arropado por familia, vecinos, padrinos políticos y lo que es más, no se fía sino de su propia persona, amén de agradecer lo que se le da y no esperar la caída de la hoja con ansiedad y mucho menos de creer en pajaritos preñados,  ¡en hora buena Pablo! Si Dios quiere, el mundo está a tus pies.

MELVIN ZAMORANO

Compartir
Artículo anteriorASAMBLEA AHI
Artículo siguienteTERESA ANTEQUERA

1 Comentario

  1. Doy también mi enhorabuena a Pablo Rodríguez Cejas que tiene un brillante porvenir y lo que es mejor, dará por sus cualidades, entrega y entusiasmo en el trabajo, un brillante futuro a los herreños.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here