¿AMOR O LOCURA? por PINO NARANJO

6
24518

PINO NARANJO

¿Amor o locura?

 

Fue un día sorprendente hasta lo inaudito y puedo asegurarles que he vivido días sorprendentes. Me llamo Inocencia Delgado, aunque esto poco importa, lo que sí importa es que aquella mañana no me despertó el sonido irritante del despertador espantando a Morfeo. Me despertaron siete gorriones cantando “Las Mañanitas”, les sonreí  mientras me frotaba los ojos con las manos para ver si estaba viendo bien o si era un sueño, pero en efecto, estaba viendo bien y no estaba dormida. Allí, encima del reloj, siete gorriones cantaban con letra incluida la canción.

 

Bueno… pensé y por qué no, seguí hasta la ducha tatareando la tonadilla, más dormida que despierta pero eso no quita veracidad a lo visto y oído. Me tomé un café cargado para celebrar el evento, las horas fluían con caras alegres, como si percibieran algo extraordinario y se alegraran de la felicidad por visitar a cualquiera, a la gente buena siempre le alegran estas cosas.

 

Cuando le vi, comprendí enseguida el porqué del  canto de los pájaros. Sin más y a la primera me espetó ¿Crees en la magia? Nos miramos y aquí seguimos juntos veinte años después, con la misma ilusión y alegría de antaño.

 

Raimundo Valiente, tardó tiempo en contarme que el día que me conoció, le despertaron unos gorriones cantando “Las Mañanitas”, estuvo seguro que tenía una resaca de mil demonios o que había perdido definitivamente el entendimiento.

– Cuando te conocí, – me dijo-, comprendí la serenata de los pájaros.

 

– ¡Caramba… a mí me pasó lo mismo! Pero en ningún momento pensé que los tornillos se me aflojaron, todo lo contrario, supe que algo bueno iba a ocurrir.

 

Entonces y ahora también, doy fe que el amor tiene ese algo de locura que hace estremecerse hasta el mismísimo mundo…, levitar con los pies pegados al suelo…,  mirar, llorar, reír de aquella manera tan… que no se ha inventado palabra para expresar el sentir, el hechizo que acelera el corazón ante su presencia y vuelve dichosos irremediablemente a los portadores.

 

– ¿Qué si los gorriones nos cantaron “Las Mañanitas? ¡Claro, ya se sabe… el amor todo lo puede!

 

 

Pino Naranjo

 

@Pino_Naranjo

6 Comentarios

  1. Vemos lo que queremos ver, es la dulce terapia de la vida, son los sueños y realidades que sólo conocemos los que sabemos “amar con locura” y Pino Naranjo, muy intensamente, con su alma de escritora que proyecta vida, me lo ha recordado. Gracias, pues a veces la rutina diaria hace que no despegue convenientemente los pies de la tierra. Leyendo a esta autora, he vuelto a respirar un ratito de felicidad.
    Elena RADIO GAROÉ

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here